miércoles, 12 de diciembre de 2012


Comprar ropa usada tiene sus mañas, al igual que cualquier producto de segunda mano, la ropa americana puede también tener detalles que hacen que, en definitiva, no tenga sentido ese ahorro de dinero. En todas las ferias o tiendas de ropa vintage vamos a encontrar infinidades de modelos, como así también prendas que se encuentran en un estado muy favorable, y otras que no.

Con cualquier compra, lo primero que se determina es la necesidad, y por ende los requisitos que deben cumplirse para poder satisfacerla. Es por eso que sí a esta ropa usada pensamos darle una utilidad importante, será mejor revisarla exhaustivamente buscando algún defecto posible que no podamos arreglar luego de adquirirla.
En las ferias americanas es posible encontrar muy buena ropa vintage, pero para ello, será una tarea suya revolver a más no poder cada estante o perchero de la ropa usada expuesta para encontrar aquella que realmente justifique su gasto. 

2 comentarios:

Carmen dijo...

Totalmente de acuerdo, acostumbro a comprar ropa usada sobre todo de otras blogers y estoy encantada, besitos guapa

Maru dijo...

Nunca me he animado a comprar ropa usada, pero debería dar el primer paso porque mucha gente lo recomienda. Buen post

Publicar un comentario